testimonio 1

Dios me hizo un llamado de Servir y tenía que estar preparado para este nuevo reto, entrar al seminario fue una experiencia única y especial en mi vida pues ahora me siento capaz de realizar este llamado y ponerlo en práctica no solo en la iglesia sino también en mi hogar y en cualquier lugar donde sea necesario predicar del señor Jesucristo.